Ha llegado el momento de replantearnos las cosas

Hace unos días encontré el vídeo del que os voy a hablar gracias a un post de David Armano. Que como siempre aporta contenidos de muy buena calidad. El vídeo es de Leader Lab una red de expertos daneses que se han unido para liderar este movimiento.
Como siempre intento hacer al postear vídeos interesantes, os adelanto un pequeño resumen con los puntos más importantes y mis comentarios/impresiones para que abramos debate en torno al tema:

  • Llevamos un tiempo metidos en un cambio de ciclo (no sólo económico). Debemos abandonar definitivamente la forma de trabajar que aprendimos en la época de la revolución industrial.
  • La globalización, la crisis económica, la innovación, el crecimiento de la población, los ,… y muchas cosas más, están cambiando la forma de hacer negocios.
  • En una época de tantos cambios debemos plantearnos cuál va a ser nuestra ventaja competitiva (en un mundo donde el modelo anterior no vale) dentro de 10 años.
  • Si estamos de acuerdo en esto, entonces ¿por qué seguimos formando a nuestros futuros líderes en el modelo anterior?
    Cuánta razón: creo que el cambio debe empezar por la educación. Tanto de mayores, como de pequeños.
  • Necesitamos una cultura de empresa, en la que la innovación fluya y se desarrolle.
  • Necesitamos más CLO’s (Chief Listening Officers) en las empresas.
  • Ahora lo que más valor tiene es el capital social: la suma de las aportaciones tanto de empleados como de clientes: .
social media innovation

Pantallazo tomado del video de Leaderlab.com

En un mundo más abierto, competitivo y transparente estamos obligados a replantearnos la forma de hacer negocios, de organizarnos y de liderar personas.

Espero que os guste el vídeo. Aquí os lo dejo:

ARVE Error: id and provider shortcodes attributes are mandatory for old shortcodes. It is recommended to switch to new shortcodes that need only url


 

9 comentarios

  • Manuel Escobar Contestar

    Estoy totalmente de acuerdo con ese vídeo y con tu análisis en el post. Dirijo una pequeña empresa y con frecuencia cuando en cursos, consultorías y demás me preguntaban por el organigrama, los departamentos que teníamos definidos, etc. Lo veía como un concepto realmente arcaico y obsoleto. Aunque hay distintos roles no se ajustan a los típicos, nuestra organización es más horizontal con valores fundamentales asumidos e interiorizados por todos los miembros de la empresa y con un enfoque más orientado al cliente. Hay perfiles más técnicos y otros más volcados hacia el área empresarial. Tras este post creo que mi organigrama estaría compuesto por tres conjuntos NO disjuntos de personas, unas con responsabilidades más técnicas y otras centradas en las comunicaciones exteriores y las últimas en la definición e implementación de estrategias de apoyo a las dos anteriores. Es mi visión sobre @icapaxdotcom.

    • tristanelosegui Contestar

      Muchas gracias por el comentario Manuel!!
      Me alegro de que el post te haya ayudado a dar un nuevo enfoque!

  • Rodrigo Villafane Contestar

    Me quedo con tres ideas:
    – Hacen falta más Jefes que Escuchan Empleados. Menos barreras jerárquicas y promover un sistema empresarial basado en la meritocracia y no en los galones.
    – El capital social de una empresa es su principal valor. Sin clientes comprometidos no hay producto por bueno/barato que sea que tenga opciones competitivas de mantenerse en el mercado (y si lo hacen ya lo mejorarán en un BRIC a la mitad del coste)
    – Confianza, confianza, confianza, confianza y confianza. Entre los miembros de tu compañía y esta con tus clientes.
    Muy inspirador Tristán.

  • comunicoluegovendo Contestar

    Hola.
    Me ha gustado mucho el vídeo y me ha hecho pensar, aunque no he podido evitar el preguntarme cuantos de los elementos que tienen grandes herramientas en sus manos para cambiar cosas en esta sociedad tienen interés en ver vídeos como este o, peor aún, en que los demás los veamos.
    Quizás la esperanza está en que, salvando las distancias, seamos los ciudadanos los que, como en los países árabes, provoquemos estos cambios.
    Igual, como decía un político israelí del que lamento no recordar el nombre y que hacía referencia al conflicto entre Israel y Palestina: “A veces, la única esperanza es el desastre”.
    Un saludo,
    Celestino Martínez.

  • Leogf Contestar

    Hola Tristan,
    Muy buen artículo(video). Creo que el factor clave en el replanteamiento es la confianza que tenemos que mostrar a otros.
    Leogf

    • tristanelosegui Contestar

      Muchas gracias por el comentario Leo!
      Es cierto,… para que el capital social tenga valor, sus componentes (todos nosotros) tenemos que aportar valor. Sino no funcionaría.

  • Pingback: Mi resumen de la semana: nº 62 | Blog de Marketing Online de Tristán Elósegui

  • Jesús García Contestar

    Muy interesante, Tristán. Pero creo que la mayoría de las organizaciones todavía no están preparadas/dispuestas para el cambio que se está produciendo. Esta es una buena acción para que vean hacia donde vamos, una sociedad organizada de responsables que trabajan para la consecución de unos objetivos claros, y no un grupo de gente que hacen lo que dicen los superiores pues son ellos los únicos que saben hacia donde van.
    Muy bueno.

Deja un comentario